Viceministra de Redes Colectivas y Programa Nacional de Sida se reúnen con sociedad civil para tratar crisis en materia de VIH en Venezuela

Miriam Morales, viceministra de Redes Colectivas de Salud de Venezuela (MPPS)


(Azul+) La tan esperada reunión entre la viceministra de Redes de Salud Colectivas, Miriam Morales y las organizaciones de la sociedad civil con trabajo en VIH-Sida de Venezuela se llevó a efecto el pasado jueves 18 de julio, en horas de la tarde en el auditorio del Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel, ciudad de Caracas.
La agenda estaba compuestas por temas muy complejos y que han activado en los últimos meses a las organizaciones de base comunitarias de este país, con denuncias, seguimientos y con fuerte presencia en los medios de comunicación social tanto en el ámbito nacional como los locales. Morales inició su discurso especificando que organizaron esta reunión debido a la cantidad de planteamientos hechos a través de los medios de difusión.
Entre otros puntos, la agenda incluyó los temas referentes a medicamentos antirretrovirales (desabastecimiento, Fondo Estratégico y esquemas), así como la situación de los laboratorios en Venezuela, la carencia de reactivos para carga viral, inmunofenotipaje, Elisa y otros, la compra de preservativos, proyectos de prevención, suplementos nutricionales, sucedáneos de leche materna, equipos de bioseguridad y otros temas.
El propósito original era hacer una exposición de cada uno de estos puntos durante cinco minutos por parte de las autoridades del Ministerio del Poder Popular para la Salud, entre las cuales se encontraban, además de la viceministra Miriam Morales, Alexis Guillarte, María Fernanda Correa (del Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel - INHRR), Deisy Matos (Coordinadora del Programa Nacional de VIH/Sida) y Carla Rondón, designada para el componente prevención de ese programa. Además tuvieron la compañía de los doctores Jorge Jenkins y Berta Gómez, ambos altos representantes de la Organización Panamericana de la Salud.
Con respecto al punto del desabastecimiento de medicamentos antirretrovirales, Deisy Matos, reconoció que han venido existiendo fallas, sin embargo que en varias oportunidades tuvieron su razón en los procesos de compras y hasta en irresponsabilidad de los laboratorios, como complemento señaló que se han realizado “compras programadas” y que “En este momento existe suficiente inventario de todos los medicamentos antirretrovirales” para todo el año; de hecho, afirmó que se envió a las regiones suministros suficientes para tres meses, tanto para las farmacias que dependen del Ministerio como del seguro social.
Uno de los temas más polémicos y que encendió el discurso de varios de los activistas fue el retiro programado de la didanosina y su sustitución por nuevas terapias, aludiendo a la fuerte toxicidad de ese medicamento y que es fácilmente sustituíble.
Los activistas manifestaron su preocupación por el retiro de este medicamento “El AZT es también tóxico y no lo retiran de las opciones! ¿Por qué?” Exclamó Estevan Colina, secretario general de la Red Venezolana de Gente positiva, sin embargo Marcel Quintana, de Ases de Venezuela, exigió que el Ministerio, a través de su panel de expertos, explique con detalle el efecto tóxico del mencionado medicamento.
En referencia al desabastecimiento de reactivos para las pruebas de Carga Viral, María Fernanda Correa, máxima autoridad del INHRR, aseguró que el martes 17 de julio en horas de la mañana llegaron los mismos para ser distribuidos en los laboratorios dispuestos para ese propósito. Ante tal aseveración, Quintana aseguró que esa información era falsa “Y estamos hartos de burlas y mentiras” exclamó.
Durante varios momentos surgieron palabras altisonantes por parte de varios de los activistas asistentes en la reunión, “pero toda esta exaltación es válida, en vista de la preocupación y la indignación que nos embarga a todos los que trabajamos en materia de VIH en este país”, señaló Johan León, de Acción Zuliana por la Vida.
Los proyectos para la prevención del VIH fue un tema abordado por Carla Rondón del Programa Nacional de VIH/Sida-ITS, quien afirmó que en los próximos días se estarán dando a conocer los lineamientos y prioridades, las cuales estarán basadas en el nuevo Plan Estratégico Nacional y una Guía de Prevención que estarán dando a conocer próximamente. Serán 12 puntos prioritarios, según informó Rondón, y en pocas semanas se iniciará el proceso de presentación de proyectos para ser subvencionados por el Ministerio de Salud. Cabe destacar que desde 2009 no se llama a concursos y que estos proyectos desarrollados por organizaciones a lo largo y ancho del territorio nacional han mostrado ser exitosos. Para dar a conocer la nueva Guía de Prevención de VIH, el Programa Nacional realizará tres presentaciones en las próximas semanas (23 de julio en Caracas para la región central, el 27 en  Nueva Esparta para la región oriental y el 30 de julio en Mérida para los estados occidentales).
Por otro lado, Lowin González, visiblemente exaltado por la presentación dada por las autoridades sanitarias propuso desempolvar las campañas de prevención televisivas que se hicieron hace aproximadamente 6 años, mientras se trabaja en nuevos materiales.
Un tema esperado fue el de los preservativos para la prevención de VIH y otras infecciones de transmisión sexual, según dio a conocer Carla Rondón, se hizo la compra de 10 millones de condones masculinos y 4 millones femeninos, los cuales (sólo los masculinos) ya se empezaron a distribuir desde finales de mayo y principios de junio en las regiones; asunto refutado por varios de los activistas presentes en la reunión.
El momento más álgido de la reunión fue cuando se interrumpió a la viceministra Morales durante su intervención; Estevan Colina manifestó que “El sida no es una prioridad para el gobierno nacional”, acotando además que la sociedad civil no permitirá la implementación del tratamiento 2.0, el cual consiste en la simplificación del tratamiento antirretroviral para abaratar costos, a lo que Marcel Quintana añadió “lo que quieren es tener más dinero para la campaña electoral”.
Miriam Morales aseguró que se han logrado varios avances en materia de VIH, incluso en que la compra de reactivos para carga viral se incrementó este año 50% (el año pasado se compraron 30 mil kits y este año 45 mil), a lo que Alberto Nieves, de la organización ACCSI refutó: “todo esto se ha logrado gracias a las luchas del sector social, y no precisamente por la voluntad política del gobierno”, recordando las sentencias que obligan al Estado venezolano a cumplir con la salud de quienes viven con VIH en nuestro país. Nieves exigió una explicación por la insuficiente compra de reactivos (45 mil cuando se requieren al menos 80 mil), a lo que la viceministra Morales respondió: “No se necesitan 80 mil pruebas, se necesitan más, pero estamos haciendo grandes esfuerzos para mejorar esto y yo creo que el hecho que se haya incrementado la compra este año un 50% con respecto al año pasado es un gran paso que hay que destacar”.
Con respecto a los medicamentos para infecciones oportunistas, kits quirúrgicos, fórmulas maternizadas y otros productos que han escaseado parcial o totalmente, la viceministra Morales y Deisy Matos aseguraron estar en pleno conocimiento de esta situación y que están adelantando los procesos para compra y dotación en los diferentes centros de atención.
 “El Ministerio de Salud está violando la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela al poner en  peligro la vida de la gente” añadió Nieves en referencia a los desabastecimientos. “Nosotros hemos puesto los muertos gracias a la irresponsabilidad de ustedes” aseguró Lowin González de Ases de Venezuela, refiriéndose a a las cerca de 5 mil muertes producidas en los últimos tres años (aproximadamente 1.600 anuales) a consecuencia del sida.
En referencia a la asesoría dada por la Organización Panamericana para la Salud al gobierno venezolano, Alberto Nieves expresó que “No es suficiente lo que ustedes están haciendo, y no me refiero sólo a la OPS sino a ONUSIDA y al UNPFA”, acotando además que es necesaria la cooperación multilateral pues “no somos enemigos de ustedes”.
En respuesta el doctor Jorge Jenkins, representante en Venezuela de la Organización Panamericana para la Salud (OPS) aseguró que “Si ellos –el Ministerio de Salud- no han hecho más es porque no han podido hacer más”. Añadiendo además que “la OPS no impone recetas de ningún tipo” y que las propuestas que hacen a los gobiernos están basadas en “tremendas investigaciones científicas”. Afirmó que la sustitución de un medicamento por otro es algo completamente normal porque “los medicamentos en el mundo evolucionan”, citando varios antibióticos que sería absurdo recetar en estos momentos al haberse producido algunos más eficaces.
Jenkins se refirió de forma irónica hacia los activistas afirmando “Ojo con jugar a ser epidemiólogos”, y ante refutaciones hechas por Estevan Colina de Amavida y Nury Pernía de AMBAR, les respondió bajo el título de “doctores”.
Miriam Morales asumió que deben hacer seguimiento más de cerca de la comunicación con las organizaciones de base comunitarias y que tienen que mejorar los mecanismos para la recepción de denuncias e ideas: “ustedes han hecho planteamientos que nosotros valoramos”, y aseguró prestar especial atención a casos críticos presentados en Carabobo y Bolívar. En este sentido, Mauro Olivares, presidente de la organización Gran Familia de la Salud, con trabajo en el estado Bolívar, entregó formalmente a las autoridades una serie de denuncias en referencia a cobros que se les hacen a los usuarios en esa entidad federal del Sur venezolano. Cabe destacar que para esta reunión asistieron activistas de organizaciones de Portuguesa, Apure, Bolívar, Caracas, Zulia, Mérida, Carabobo y Aragua, así como algunas que trabajan con poblaciones específicas como mujeres y LGBT.
Al finalizar la reunión, las y los activistas esperaban salir del recinto con una fecha establecida para una próxima reunión y hacer seguimiento a los acuerdos, sin embargo no se acordó ninguna fecha para un nuevo encuentro entre las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades sanitarias.



Activistas Alberto Nieves de ACCSI y Luis Figueroa de ACIVA, durante la intervención del líder aragueño 

El mapa presentado por el equipo del MPPS referente a equipos para procesar Carga Viral

Jorge Jenkins, representante en Venezuela de la Organización Panamericana para la Salud

Dra. Berta Gómez de la OPS en el ámbito Andino

Deisy Matos, coordinadora del Programa Nacional de VIH del Ministerio de Salud

Grisbel Escobar, de MUSAS, una de las liderezas presentes en la reunión.

Lowin González de Ases de Venezuela durante su intervención

Durante intervención de Marcel Quintana de Ases de Venezuela

El activista del estado Bolívar, Mauro Olivares entrega denuncias de irregularidades en su entidad

Vista general del auditorio del Institito Nacional de Higiene Rafael Rangel (INHRR) en Caracas


Comentarios

Entradas populares